Ir al contenido principal

2º Domingo de Adviento

¡Paz y Bien!, Seguimos en nuestro camino de Adviento, anhelando como el pueblo de Israel la llegada del Mesías, buscando el sendero que nos llevará hasta el Señor.
Como decíamos la semana pasada, hemos de estar muy atentos a los signos que el Señor nos presenta para escuchar su voz y seguir su llamada. 


En este II Domingo de Adviento el Evangelio nos presenta a San Juan Bautista, como precursor de la llegada del Mesías, y como portavoz de una llamada, apremiante, urgente, que también se nos hace a cada uno de nosotros hoy: ¡Convertíos!.


n      Encenderemos 1 Vela de la Corona: es la 2ª vela de nuestra corona, signo de nuestra necesidad de Conversión, de nuestro deseo de quemar lo viejo, lo que no nos ayuda, lo que ya no sirve.


n      Colocamos 1 Figura del portal:
En este II Domingo, colocamos la figura de los Reyes Magos. Ellos, representan las personas atentas a lo nuevo que surgía, eran aquellas personas que como nos dice la 1ª lectura de este Domingo, sabían ver que algo nuevo cambiaba. Ellos se abrieron a la luz de una nueva estrella que comenzó a brillar en el horizonte y con ánimo, la siguieron, llenos de fe y esperanza, intuyendo un mensaje más grande que lo que sus ojos y oídos comprendían. Ellos son ejemplo de valentía ante un nuevo camino que se abre  y que Dios les trazaba y nos pueden ayudar a nosotros a ser valientes y estar atentos a los signos que Dios nos envía cada día.




n      Colocamos nuestras bolas Color Oro en el Árbol de Navidad junto al Belén:
Esta semana, nuestras bolas doradas, nos ayudarán a comprender y reflexionar sobre aquellos que hemos de purificar, de sacar brillo, de limpiar. El dorado es un metal precioso, pero que con el tiempo se va oscureciendo, y hoy es ejemplo para nosotros: ¿Qué cosas se han ensuciado y hay que limpiar?
Ponemos ante el Señor nuestras bolas doradas, en su reverso escribiremos aquellas faltas cometidas, aquello que sabemos no ha estado tan bien, aquello que reconocemos está sucio y le pedimos al Señor nos ayude a reconocer y a tener fuerza para convertirnos, para cambiar y hacer las cosas bien, vivir como Él haciendo el bien.














Comentarios

Entradas populares de este blog

Por aquí, todo esta muy bien

¡Paz y bien herman@!

Desde nuestra casa, queremos hacer llegar a todos los familiares de nuestros residentes un aliento de tranquilidad, de que estamos bien y de que pronto nos veremos.

Deseamos que disfrutéis de este vídeo.

UNID@S EN LA ORACIÓN.


¡Resistiremos!

¡Paz y Bien herman@s!

Os queremos hacer llegar nuestro animo y para que sepáis que estamos poniendo todo de nuestra parte para que el "bichito" ni entre en nuestra casa.


Los cuidamos.....

¡Paz y bien herman@s!

También os queremos hacer llegar de que manera nuestros trabajadores cuidan a vuestros familiares. Aquí os dejamos un pequeño detalles.

¡Disfrutad!